La serpiente Kukulkán ya nos anunció la primavera

Miles de personas, incluidas de Guanajuato, se congregan en Chichen Itzá, Yucatán, para presenciar un espectáculo único en el mundo

0
149

“Kukulkán” bajó una vez más por la alfarda norte de la pirámide de “El Castillo” de la ciudad de Chichen Itzá, Yucatán, tal y como lo ha hecho desde tiempos remotos para anunciar con su espectáculo natural de luz y sombra que ha iniciado la primavera.

El cielo lució despejado desde muy temprano en la antigua ciudad precolombina, y así permaneció prácticamente todo el día, lo que fue un augurio positivo para observar como el Sol formaría uno a uno los siete triángulos de luz que representan el cuerpo de la gran serpiente con la que los antiguos mayas describían a su dios Kukulkán, reportó la agencia Notimex.

En punto de las 04:24 horas empezó a formarse el primer triángulo isósceles que daría forma al cuerpo lumínico que remata en una gran cabeza de serpiente ubicada en la parte inferior de la alfarda norte y que refleja el inicio del también llamado Equinoccio de Primavera.

Poco más de 12 mil 100 personas que llegaron de todas partes del planeta, incluidas del estado de Guanajuato, obtendrían aquello por lo que llegaron hasta esta antigua ciudad maya, y mientras eso ocurría, algunos hacían sonar los caracoles, como se cree hacían los antiguos pobladores de estas tierras al ver bajar al gran dios.

Otros cantaban cánticos en sus respectivos idiomas para recibir a la leyenda, hubo danzas y grupos de música autóctona, limpias con plumas, selfies, foto grupal con los triángulos luminicentes en el fondo, todo en completo orden, según lo confirmarían las autoridades encargadas del sitio arqueológico.

A las 17:18 horas se habían formado los siete triángulos, lo que arrancó expresiones de emotividad y muchos aplausos de quienes emprendieron el viaje para llegar a este lugar y presenciar este espectáculo arqueoastronómico que cada año gana más fama mundial.

Poco a poco la gente empezó a retirarse y junto con el ocaso, Kukulkán se iba difuminando y desapareciendo todo rastro de su paso por la gran pirámide, el Sol se iba y con ello se había completado el anuncio de un nuevo ciclo, de una nueva temporada de cultivo, de una nueva primavera.

(Foto: Blog de viajes Bestday)

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Ingrese su nombre aquí