Especialistas mexicanos confirman que los niños sí pueden consumir sustitutos de azúcar

Señalan que son útiles para los pequeños que ya presentan problemas para controlar el peso sin que sufran alguna consecuencia

Un grupo de expertos convocado por la Sociedad Mexicana de Pediatría analizó el papel de los sustitutos de azúcar para controlar el peso de aquellos niños y adolescentes que tienen sobrepeso u obesidad.

El equipo, integrado por pediatras y nutriólogos, analizó la evidencia relacionada con los beneficios de este tipo de edulcorantes para la población infantil, se informó en un comunicado, citado por la agencia Notimex.

El estudio publicado en la Revista Mexicana de Pediatría indicó que los edulcorantes no calóricos son totalmente seguros y pueden incorporarse dentro de la dieta de niños y adolescentes.

Aseguran que este tupo de endulzante es una herramienta para combatir el sobrepeso y la obesidad, sobre todo si se mantiene un estilo de vida saludable, acompañado por la práctica habitual de actividad física.

Los especialistas corroboraron que los sustitutos de azúcar ayudan a disminuir la ingesta de energía y, por lo tanto, pueden ser una herramienta útil y segura para reducir el consumo calórico dentro de un plan de alimentación balanceado.

“Contrario a lo que muchos piensan, se confirmó que el consumo de sustitutos de azúcar no aumenta el apetito, ni tiene relación con el desarrollo de alergias, padecimientos gastrointestinales, cáncer o alteraciones de la conducta en niños y jóvenes”, explicaron en el comunicado.

Los resultados de este estudio se publicaron en el artículo “Edulcorantes no calóricos en la edad pediátrica: análisis de la evidencia científica”, de la autoría de Guillermo H. Wakida-Kuzunoki, entre otros.

(Foto: Tomada de Notimex)